La programación del Festival Iberoamericano de Teatro de Bogotá, que se realizará del 11 al 27 de marzo del 2016, no puede agruparse en una sola línea temática. Es ecléctica, todo un caleidoscopio de las diferentes fuerzas estéticas que convergen en el teatro mundial. Algo similar pasa con el teatro colombiano, que en la nueva edición de esta fiesta cultural mostrará su variedad con más de 110 producciones de sala y varias obras de calle.

Será una programación absolutamente diversa, con jóvenes directores y dramaturgos muy interesantes. También hay una generación anterior que tiene cosas que no podemos dejar a un lado”, cuenta Anamarta de Pizarro, directora del Festival, quien hizo la curaduría nacional con Hernando Parra.

Se presentarán entonces algunos de los títulos más rutilantes de este año, como ‘Labio de liebre’, escrita y dirigida por Fabio Rubiano, y ‘Corruptour‘, de Verónica Ochoa, que propone un viaje en chiva a la muerte de Jaime Garzón.

Entre los grupos de trayectoria se destacan Umbral Teatro, con Donde se descomponen las colas de los burros; Mapa Teatro, que estrenará su nueva obra en el Festival; Ensamblaje Teatro, con ‘La soledad del Supremo’; L’Explose, con ‘El carnaval del diablo’, y el Teatro Libre.

De Pizarro añade que uno de los objetivos era buscar producciones fuera de Bogotá, y por eso habrá grupos de Medellín, Cali, Pereira, Cartagena, Providencia, Villa de Leyva y Manizales, entre otras. En esa camada se destacan el Laboratorio Escénico Univalle, con El Alférez IReal; El Colegio del Cuerpo con Flowers for Kazuo Ohno (and Leonard Cohen) y Matacandelas con La casa grande. También se les realizarán homenajes a figuras como Beatriz Camargo, directora del Teatro Itinerante del Sol, y al Teatro Hora 25, de Medellín, cuyo creador, Farley Velásquez, falleció recientemente.

Como en cada edición, el Festival estrenará tres coproducciones: ‘Diez mil cosas’, del chileno Andrés Kalawski, dirigida por Fabio Rubiano y en la que participan el Iberoamericano y los festivales Santiago a Mil de Chile y Cervantino de México; ‘Las cinco muertos de Pessoa’, de Teatro Tierra, dirigida por Juan Carlos Moyano, y ‘La historia del señor M’, de Manolo Orjuela.

“Me parece que cubrimos tres formas distintas del quehacer teatral, cada director tiene su estilo muy marcado”, dice De Pizarro.

En el grupo de producciones recientes llaman la atención la versión de la tragedia Otelo que dirigió Pedro Salazar, ‘La cabeza del pato’, de Santiago Merchán; Villanos de Shakespeare, con Jairo Camargo; Pacamambo, dirigida por Fabiana Medina, y ‘Camargo’, de Johan Velandia.

En la nueva edición, el Iberoamericano tendrá de nuevo programación en tres salas de gran significado para el teatro colombiano: el Espacio Odeón (donde funcionaba el TPB), en el que sobresale la obra ‘Rebú’; La Quinta Porra –antigua sede del Teatro El Local de Miguel Torres–, y el Teatro Colón, que se reinauguró a mediados del 2014 después de seis años de remodelaciones. Además, añadirá a sus escenarios La Trama de Gaitán, que se inaugurará el próximo año.

“También vamos a hacer un programa especial con comunidades afro, por ejemplo, hay una versión de Antígona, de Bernardo Rey, del grupo de Teatro Cenit, que viene con unas cantadoras de alabaos chocoanas”, añade la directora.

El panorama se complementará con programación infantil y las agrupaciones que participarán en el desfile inaugural, que será el 12 de marzo por la carrera séptima de Bogotá y en el que se les realizará un tributo a las fiestas populares del país, como Salsódromo de Cali, el Joropódromo, el Sanjuanero y el Carnaval de Barranquilla.

Consulta toda la programación aqui