Existe un lugar en Bogotá que mezcla la ciencia y el arte de la mixología, con la producción auto sostenible y el cuidado del medio ambiente, un lugar exquisito que brinda sin lugar a dudas una experiencia única a sus visitantes.

Huerta Bar Coctelería Artesanal  ubicado en la zona de Quinta Camacho en la calle 69ª #10 – 15 2do piso, reúne  los elementos que hacen posible una buena experiencia, calidad  y  frescura en sus ingredientes, que se usan para la elaboración de cada coctel, un gran servicio y una propuesta innovadora. Este lugar eleva el sentido del degustar pues cada uno de sus cocteles es el resultado de un laborioso proceso de creación, desde su invención hasta su preparación, cada uno una historia y cada uno una pieza de arte.


 

Este proyecto nació a finales del 2015 como resultado de la unión de unos cuantos amigos y socios, que tras diferentes experiencias profesionales y personales detectaron la escasa oferta de coctelería que había para el momento en Bogotá, esto comparado con otras grandes ciudades del mundo. Teniendo en cuenta que era un arte y un mercado aún inexplorado en esta ciudad, decidieron apropiarse de este sueño, y buscar un lugar para los comensales.

 

Huerta Bar inicialmente funcionó en el BIoHotel Organic Suites, un hotel sostenible ubicado al norte de Bogotá, en ese lugar había una huerta de 700 plantas de las cuales el bar podía hacer uso para crear y decorar sus cocteles, de allí su nombre y el concepto que adquirió el bar. Ahora en su nueva sede, una hermosa y acogedora casa de época ubicada en el sector de Quinta Camacho también cuentan con huertas y cultivos al interior y al exterior de la misma, manteniendo su filosofía de bar auto sostenible.

 

Cada ingrediente con el que se mezclan los licores son producidos en casa, de igual forma el hielo,   los almibares, algunas frutas y  plantas, con las que se preparan o decoran los cocteles, en este lugar se producen el 80% de los productos utilizados,  de igual forma utilizan diferentes materiales reciclados en toda la adecuación y accesorios del lugar, desde sus porta vasos hasta sus muebles provienen de materiales rescatados y restaurados localmente, también su publicidad y sus cartas están elaboradas con material ambientalmente amigable, al igual la iluminación del bar con luces led ahorrativas, en definitiva en cada detalle está impresa la filosofía de Bar Auto sostenible.

Para sus creadores quizás el reto más grande fue la falta de conocimiento sobre coctelería que tenemos los colombianos, si bien nuestra cultura y costumbres van más hacia el lado del simple consumo, muchas veces excesivo o desmedido de licor, es claro que lugares como este, no solo dan otro sentido al gusto por beber, sino que educan frente a este bello y complejo arte de la coctelería. A pesar de esto Huerta ha llegado para quedarse, pues la aceptación del público ha sido bastante positiva desde su apertura.

Lo mejor de Huerta Bar Coctelería Artesanal es sin duda alguna la selección de sus licores y sabores en general, allí no encontrarán  ninguna de las marcas habitualmente comercializadas, todos sus licores son premium  que fusionan con sabores regionales creando así una explosión de nuevos sabores, combinan frutos regionales desde el lulo, la mora, la piña Golden, el chocorramo, la mandrágora, el corozo, la uchuva, remolacha, agraz, cardamomo etc.

 

Todo un mundo de experiencias es este lugar, consiste en un ejercicio y juego apreciación, como cuando se visita una galería o se disfruta un buen plato de comida, para el caso de Huerta, un buen cóctel , desde el diseño de su carta , donde encontraran una variada oferta, tapas y platos para maridar,  el nombre y la historia detrás de cada cóctel, es el resultado del trabajo en equipo, de la experiencia vivida por cada uno de sus integrantes en el mundo de la mixología.

Elaborar una carta de cocteles originales y creativos puede tomar tiempo, varias y distintas  historias encontradas en un solo resultado, es ahí donde se manifiesta la magia, que se siente y se percibe tan solo con observar el proceso o ver el resultado, y ni que decirles al degustar cada uno de ellos.

La recomendación para aquellos que van por primera vez es sentarse en la barra, ya que podrán ver todo el proceso de preparación, que a mi modo de ver es como un laboratorio culinario, como cuando se prepara una pócima mágica, adicional a ello  el bartender explica  el proceso de elaboración junto con los ingredientes que lleva el cóctel de tú preferencia. Cada rincón del bar esconde la magia característica del lugar, ambientado por la mejor música, elementos que hacen que visitar Huerta Bar Coctelería Artesanal sea una experiencia inolvidable.

 

 

Dirección: Quinta Camacho –  Calle 69ª #10-15 2do.piso

Horarios: De lunes a miércoles de 5:00 P.M-12:00 A.M y jueves, viernes y sábados de 5:00

P.M a 1:00 A.M.

Precios: a partir de $30.000

Facebook – Instagram: @huertabarbog