Hombres con disfunción eréctil, hombres con malformaciones de nacimiento, víctimas de heridas graves en los genitales y personas que quieren hacerse la cirugía transgénica, todo ellos serían los más beneficiados con el reciente logro del instituto de medicina regenerativa Wake Forest. Como reporta Mashable, los científicos de ese instituto han logrado crear seis penes de laboratorio totalmente funcionales.

El equipo, dirigido por el profesor Anthony Atala, considera que estos órganos son reemplazos parciales para los pacientes que presentan problemas en sus genitales. Para lograrlo, se saca un molde en colágeno de un pene donado. Luego una substancia se encarga de remover el ADN del donante, para luego ser reemplazado por ADN del paciente utilizando células de los genitales del mismo (para que el cuerpo no rechace el órgano trasplantado).

El equipo de Atala está siendo financiado por el ejercito estadounidense, y los avances están esperando a ser aprobados por el FDA (Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos, por su sigla en inglés) para comenzar a hacer pruebas en humanos. Mientras se obtiene el permiso de experimentación, los penes están siendo probados con máquinas que inyectan fluido en el órgano para probar las erecciones, y su resistencia está siendo evaluada con pruebas mecánicas.

Vía: Enter.co