Esta es la exquisita receta y única del pan de plátano cannábico mas rica del mundo. Ya nos darás la razón cuando la hagas y la pruebes. Tienes que hacerla!!

Se queda crujiente y jugosa en su interior. La hemos adaptado en exclusiva para darle ese puntito cannábico sin alterar la receta original.

Se puede hacer tanto con aceite de canna-coco o mantequilla cannábica (muy suave) y harina de Marihuana (mezclada con harina normal).

Y si lo haces tipo cupcake, puedes hacerle un glaseado a base de mantequilla cannábica.

Es sin duda una de nuestras recetas mas potentes.

Ingredientes:

Para 12 raciones, o 12 magdalenas (cupcakes) o una barra de 1 pan

  • 4 huevos

  • 1 taza de azúcar

  • 90 gramos de mantequilla cannábica, derretida o bien canna-coco (debe ser suave)

  • 4 plátanos maduros

  • 2 tazas de harina, si desea puedes agregar 1 1/2 de harina blanca y media taza de harina de marihuana.

  • 2 cucharaditas de bicarbonato

Preparación:

  • Precalentamos el horno 10 minutos como mínimo.

  • Precalienta el horno a 180º centígrados y engrasar los moldes (según la opción que escogieras, mini panecillos, magdalenas o pan rectangular)

  • Tamizar las harinas mas aun si has escogido agregarle la harina de marihuana.

  • Mezclar con batidora o a mano los huevos y el azúcar hasta que se esponjen.

  • Agrega al vaso de la licuadora la mantequilla, plátanos, harina y bicarbonato

  • Batir de nuevo hasta obtener una mezcla uniforme.

  • Vierte dentro del molde engrasado y hornea hasta que el pan se haya cocido y la superficie se vea dorada, aproximadamente 45 minutos.

  • 10 minutos de cocción sin abrir para nada el horno. Supervisar y dejar unos 20 minutos mas. Aproximadamente tardara en total entre 40 minutos  y 55 minutos. Si son en moldes de magdalenas es posible que en 20 minutos ya estén listos.

  • Dejar que se enfríen los moldes.

  • Si se desea, espolvorear con azúcar en polvo. O para dar un toque extra le podemos agregar una capa de mantequilla de marihuana mezclada previamente con azúcar, esto seria la glase y así se quedaría tipo cupcakes. Aunque yo que tu, no me complicaría mucho y la dejaría tipo pan.

Esta buenísimo!!


 ¡ADVERTENCIA!

La subida y la duración de un colocón varía mucho dependiendo de si se ingiere o se fuma la marihuana. Cuando se fuma, el subidón llega unos cinco o diez minutos después. Cuando se ingiere, puede pasar una hora o más hasta que se note el subidón. Dado que el efecto psicodélico deseado no se percibe inmediatamente, a veces se cae en la trampa de seguir comiendo, hasta acabar en una sobredosis. ¡Y todavía puede ser peor dado que es posible que el colocón dure cinco horas o más! Por eso, aunque tu cuerpo esté acostumbrado a los porros, vigila la cantidad de marihuana que consumes en una comida: más vale no repetir que arrepentirse después. Si no cultivas tus propias plantas, averigua de dónde proviene la hierba y asegúrate de que los cogollos no han sido regados con pesticidas u otros compuestos químicos que puedan ser nocivos.